Libros, música y un poquito de “Vietnam bajo la Cama”

vietnam-bajo-la-cama-portada

Amigos y amigas:
De vez en cuando hablo de mi último libro “Vietnam bajo la cama”, pero hace mucho tiempo que no lo hago. Así que aprovecho estos días para recordar que lo podéis comprar en librerías y sobre todo en la página web de la editorial.
Y si no lo compráis, no importa, elegid otro libro de otros autores y autoras, o id al teatro, o a un concierto, pero intentemos entre todos y todas apoyar la cultura, es necesario.

Un abrazo

Pinchad en el enlace. http://amargordediciones.es/producto/vietnam-bajo-la-cama-marta-navarro/

.

La cura

El viento del sur tosía minutos y esperanza
sobre oscuros hospitales de guerra.
Agradecidos por el gesto,
los enfermos del pabellón 36
recogíamos los poemas
que sobrevivieron a la emboscada.
Tú les hacías el boca a boca,
yo les ofrecía un empleo como cantantes
en el bar de una carretera invisible.
Juntos abríamos espacios infinitos

.
Vietnam bajo la cama. Editorial Amargord.

 

A Christmas Carrol, de Charles Dickens. Un alegato contra el capitalismo en el corazón de la Navidad

Chistimas Carrol

A Christmas Carrol es una novela escrita por Charles Dickens y publicada originalmente por Chapman & Hall el 19 de diciembre de 1843. La novela consiguió un inmediato éxito y el aplauso de la crítica. Durante la época victoriana existía una gran nostalgia por las viejas tradiciones navideñas. Dickens volvió la mirada a su alrededor para escribir una condena al capitalismo industrial del siglo XIX. Pero también A Christimas Carrols es una celebración de la Navidad. Y a mí que personalmente no me agrada este período tengo que reconocer que esta joya de novela que tanto amaba mi padre y que leíamos cada Navidad  me sigue emocionando. Creo que entendí la brutalidad del capitalismo de la mano de Dickens, por eso me gusta recordarlo siempre. El libro sigue siendo popular, ya que nunca ha dejado de publicarse y ha sido adaptado en numerosas ocasiones al cine, al teatro, la televisión y otros medios.

PRIMERA ESTROFA

EL FANTASMA DE MARLEY

Marley estaba muerto; eso para empezar. No cabe la menor duda al respecto. El clérigo, el funcionario, el propietario de la funeraria y el que presidió el duelo habían firmado el acta de su enterramiento. También Scrooge había firmado, y la firma de Scrooge, de reconocida solvencia en el mundo mercantil, tenía valor en cualquier papel donde apareciera. El viejo Marley estaba tan muerto como el clavo de una puerta.¡Atención! No pretendo decir que yo sepa lo que hay de especialmente muerto en el clavo de una puerta. Yo, más bien, me había inclinado a considerar el clavo de un ataúd como el más muerto de todos los artículos de ferretería. Pero en el símil se contiene el buen juicio de nuestros ancestros, y no serán mis manos impías las que lo alteren. Por consiguiente, permítaseme repetir enfáticamente que Marley estaba tan muerto como el clavo de una puerta.

¿Sabía Scrooge que estaba muerto? Claro que sí. ¿Cómo no iba a saberlo? Scrooge y él habían sido socios durante no sé cuántos años. Scrooge fue su único albacea testamentario, su único administrador, Más

Vídeo de La Surada Poética

Resumen de La Surada Poética y vídeo de mi participación

Marta Navarro

Biblioteca Municipal de Santander. Siempre emociona ver una sala repleta de gente y más cuando es para escuchar poesía. Los nervios discuten con la emoción y acaban, al menos en mi caso, disfrutando mucho. La gente de la Vorágine Cultura Crítica es especial, resulta difícil encontrar mejores anfitriones, cuidan cada detalle, se ocupan de que todo funcione a la perfección, te tratan con mimo y eso es porque le ponen mucho amor a todo lo que hacen y desde luego aman la poesía y a los poetas. Quiero dar las gracias a esta maravillosa gente, pero especialmente al escritor y poeta Paco Gómez Nadal. De mis compañerxs de la Surada poética solo puedo hablar mucho y bien. Pilar Salamanca nos encogió el corazón recordando a Palestina. Iván Rafael revolucionó la sala con sus Monólogos golpes de Estado, no os lo perdáis. Mariano Calvo me emocionó con su poema Los Delfines del Bogside y con textos de su último libro “Las fronteras del aire”. Con la maestra Katy Parra se aprende mucho. Esta gran poeta no escribe ni pronuncia palabra alguna innecesaria, hubiera estado horas escuchándola. Por suerte, vuelvo a leer su “Coma idílico”. Y la música, ay, qué acierto unir música y palabra bajo una luz íntima. Y por supuesto, qué placer compartir uno de los poemas con la maravillosa voz de la locutora Russell Simoni, eso me ha hecho tan feliz. Volver al limbo y sacudirnos a toreros y cazadores es mucho más divertido de la mano de Russell. A veces la poesía se convierte en conciertos, en sesiones, encuentros, etc, pero en este caso, la poesía ha sido comunidad, una comunidad libre, sin tonterías, sin filtros, una comunidad donde disfrutar y compartir te hace mejor. Gracias a todxs.

En el minuto 10 tengo la suerte de contar con la voz  de la locutora de Russell Simoni.  Radio Costa Esmeralda

 

Las fotografías son de Joaquín Gómez Sastre

 

El sábado participo de “Poetas que se tejen entre libros”, la Surada Poética, en Santander

El sábado participo de la Surada Poética, será en Santander y realmente me apetece mucho.

La Surada se toma la Biblioteca Municipal de Santander, en la calle Gravina. Y se la toma con la intervención física de Juan Manuel Caprara y Karla González, la intervención sonora del Ensamble temporal LoqueREpercute y las palabras entonadas sin contención de las y los poetas Mariano Calvo Haya, Pilar Salamanca, Iván Rafael, Katty Parra y Marta Navarro.

http://suradapoetica.es/3748-2/http://lavoragine.net/eventos/surada-poetica-descarga-intermedia-poetas-que-se-tejen-entre-libros/

Allí os espero. Un abrazo

La Surada

 

 

 

 

 

 

 

Cuando Charles Dickens lo dice mejor

Cuando Charles Dickens lo dice mejor. Publicado en Culturamas. Pinchad aquí.

Por Anna Maria Iglesia Releo Nicholas Nickleby de Charles Dickens; un fragmento me detiene. Imitando involuntariamente el gesto lector descrito por Roland Barthes, levanto la mirada, la alejo del texto y reescribo en silencio las frases que acabo de leer. Vuelvo al texto de Dickens, escrito entre 1838 y 1839, lo releo. Me doy cuenta de la actualidad de cada una de las descripciones contenidas en este fragmento, de la urgencia de su lectura y de la imposibilidad de su actualización. No necesita ser reescrito, nada hay que añadir a este párrafo que contiene todo aquello que quisiera escribir. Pero, ¿para qué escribir cuando Dickens lo dice mejor? ¿Para qué dar vueltas de tuerca cuando en los clásicos están las claves, las palabras, las reflexiones para entender nuestro presente? Puede que necesitemos menos hermeneutas y más relecturas. Por ello, ¿para qué seguir escribiendo? Ceder la palabra a Charles Dickens es, hoy por hoy, la mejor de las opciones: nicholas     “Ahora, cuando se detenía a pensar en la regularidad con que las cosas tenían lugar día tras día de la misma e invariable manera; cómo morían juventud y belleza y cómo fealdad y vejez se obstinaban en perdurar; cómo la incontable avaricia se hacía rica y los corazones honrados permanecían en la tristeza y la pobreza; qué pocos eran propietarios de las grandes mansiones y cuántos los que yacían en miserables barracas; o se levantaban cada día y se acostaban por la noche, y vivían y morían, padre e hijo, madre y niño, raza tras raza, generación tras generación, sin casa o cobijo, sin recibir ayuda de las energías de un solo hombre; cómo en procurarse no una vida espléndida y lujosa sino apenas los medios mínimos de la subsistencia más miserable e inadecuada se afanaban mujeres y niños en esa ciudad, divididos en clases, numerados y censados con tanto cuidad como las familias nobles y los señores de alto rango; y cómo eran arrancados de la infancia para dedicarse a los más infames y criminales oficios; cómo se castigaba la ignorancia sin educar a los ignorantes; cómo engullían las rejas de las cárceles y las galeras a miles arrastrados por circunstancias incomprensibles para sus pensamientos infantiles y que si no hubiese sido por esas circunstancias se hubiesen dedicado a ganarse honradamente el pan y a vivir en paz; cómo muchos no tenían la menor oportunidad y sus almas morían en la indigencia; cómo se unían en la común miseria miserables descarriados por la pobreza y el hambre y malvados incapaces de un pensamiento noble; cuánta injusticia y miseria y mal había; y sin embargo de todo ello, cómo el mundo giraba año tras año, indiferente e inclemente, sin que nadie buscase al sufrimiento ni remedio ni alivio”. Charles Dickens (Traducción de José Bornet)   Publicado en Culturamas. Pinchad aquí.

Entrevista en Cazarabet. “Vietnam bajo la cama” y tantas cosas.

Vietnam bajo la cama (portada) .

Muchas gracias a Sussanna Anglés Querol y a Cazarabet por esta entrevista. Gracias de todo corazón.  Para ler la entrevista entera, pinchad aquí.

Cazarabet conversa con Marta Navarro

MARTA NAVARRO GARCÍA ¿por qué un libro de poemas, un poemario, que es tan bello tan poético como ácrata? –Quizá porque los relatos y la poesía son la forma que tengo de alejarme de mí y de acercarme al mundo desde otra perspectiva. Si por ácrata te refieres a la libertad, sí, ha sido escrito y editado con total libertad, lo que quiero agradecer a Amargord que no me puso ninguna cortapisa. Esa debería ser la forma natural de actuar, y en este caso de escribir ya sea poesía, artículos o cualquier otro tipo de texto.

-¿Te consideras una anarquista/ libertaria metida a poeta o a creadora literaria; o una poeta libertaria? -Pues no me considero nada y me considero un poco de todo. En el mes de mayo Queimada Ediciones publicó “Palabras de Barricada”, una recopilación de anarcoversos donde participo. Y donde se pueden leer poemas impactantes. Proyectos de este tipo me interesan mucho, divulgarlos, separarse de la poesía yoísta y de metacrilato. No me gustan las etiquetas, no me abrigan, me dan más frío que otra cosa. De la única etiqueta de la que me siento orgullosa es la de “Voces del Extremo” en cuya colección se ha publicado Vietnam bajo la cama. Los y las poetas que forman ese grupo son oxígeno puro.

-Marta, ¿qué has querido volcar en este poemario tan especial como es Vietnam bajo la cama? –El libro es consecuencia de muchas cosas. Habla de ecología, del machismo en el arte, en la vida, de ética, de derechos animales, de vida, de amor a la vida, de sueños, de la infancia, de viajes. He intentado que este libro sea como un paseo por un bosque, que se pueda atravesar sin mucha dificultad, que tenga zonas de sombra, de luz, de oscuridad, de ruido, de silencio, de combate, de descanso, de lo que sea y de lo contrario también. Para mal o para bien, soy la suma de las personas que he conocido, los paisajes que he habitado, los libros que he leído y las derrotas y victorias que he compartido. La suma de todo eso a veces se convierte en poema, y con suerte se viste de libro.

-Es un poemario que va encabezado, a su vez, por citas… ¿son parte éstas de la inspiración necesaria? -Es admiración por aquellas personas que las escribieron y que empujaron la historia y que la están empujando en estos momentos. El prólogo del libro que escribió el poeta Antonio Orihuela es, además de las citas, fuente de inspiración.

Para ler la entrevista entera, pinchad aquí.

 

IMAGINAR SIEMPRE UN EDÉN, un poema de Antonio Orihuela

En mi opinión, este es uno de los mejores poemas del escritor Antonio Orihuela. Es un poema, pero también es un relato y un ensayo. Cuando un poema puede vestirse de muchos géneros literarios es que es una joya, es que es Imaginar siempre un edén.
.
Podéis leer el poema en el blog de Voces del Extremo pinchando en el enlace.
.
 Copyright © 2015 Ida Wyman. All rights reserved. Dmitry Polgar
 .
IMAGINAR SIEMPRE UN EDÉN

.

Quien abomine de la injusticia,
quien no asuma la decepción,
hablará a su soledad en el Estanque Redondo
y sabrá entonces que no hay
ninguna casa a la que regresar
 .
solo vagar sin fin
 .
buscando tesoros, bajeles piratas,
compañeros que yo conocí por los senderos infinitos
de los jardines de Kensington,
 .
donde cada uno hace el suyo
mientras caminas entre The Flower Walk y Dial,
por Bayswater Road,
o vas volando desde allí
hasta la catedral de San Pablo
y vuelves por Regent’s Park
.
a los jardines de Kensington,
 .
porque solo la voz que pronuncie tu nombre
podrá sacarte de allí para volver
 .
a la escuela, a los padres, a los verbos en dativo,
al mar, a los pasteles de chocolate, a los tirantes,
a las sandías, a los domingos,
a los dientes de leche, a los amigos,
a las vacaciones, al fuego
y a la lámpara de tu mesita de noche,
 .
porque todo esto forma parte de una ilusión
desgajada de la ilusión total en constante movimiento,
una ilusión que termina teniendo un sabor antiguo y familiar,
aunque seamos conscientes de que nunca volvemos
a desembarcar del todo en ella,
a vivirla de la misma forma cada vez,
 .
porque el velo de la ilusión
nunca puede ser rasgado
dos veces por el mismo sitio,
 .
y la ilusión a la que despiertas
bien puede ser la primera a la derecha
o la del segundo mar y la tercera noche,
y una puede ser oscura y fría,
y en la otra tal vez haya demasiada luz
y esté llena de flechas de oro,
 .
tal vez la ilusión a la que despiertes
sea la de después de varias lunas,
la que termina en una isla encantada
donde todos son hermanos,
se embadurnan el cuerpo con pinturas y aceites
y siempre están de vacaciones,
 .
tal vez continúes hasta desembocar en el río misterioso
o recales en mitad de una guerra
o en un paisaje de sombras amenazadoras
y rugidos de animales que llevan la lengua fuera,
tienen hambre y devoran hombres
arrancándoles la cabeza,
 .
tal vez flotes sobre un aire espeso
por el que avances lenta y penosamente
entre fuerzas invisibles y hostiles
sin encontrarte nunca con nadie
 .
o te internes en un océano de sangre
al que no dejan de arrojar cuerpos desgarrados.
 .
Poco importa, a pesar de los peligros
 .
quién podría permanecer en los jardines de Kensington
un sábado por la noche,
cuando todos los días son sábados por la noche.
 .
Todos hemos estado aquí antes,
te digo en la boca del metro de King’s Arms Gate.
 .
¿Verdad que no te olvidarás de mí
 cuando llegue la primavera
a la copa del ciclamor?
.
 .
Antonio Orihuela. El amor en los tiempos del despido libre. Ed. Amargord, 2014
Fotografía de Juan Sánchez Amorós

A Christmas Carol, Charles Dickens

Charles Dickens, indispensable en estas fechas y durante todo el año. Dickens eterno.
.
Dickens 1
PREFACIO
Con este fantasmal librito he procurado despertar al espíritu de una idea sin que pro
vocara en mis lectores malestar consigo mismos, con los otros, con la temporada ni
conmigo. Ojalá encante sus hogares y nadie sienta deseos de verle desaparecer.
Su fiel amigo y servidor. Charles Dickens. Diciembre de 1843.

EL SEGUNDO DE LOS TRES ESPIRITUS

.
Cuando se despertó en medio de un prodigioso ronquido y se sentó en la cama para aclarar sus ideas, nadie podía haber avisado a Scrooge de que estaba a punto de dar la una.  Supo que había recobrado la conciencia justo a tiempo para mantener una entrevista con el segundo mensajero, que se le enviaba por mediación de Jacob Marley. Pero sintió un frío desagradable cuando empezó a preguntarse qué cortina descorrería el nuevo espectro; por eso las recogió todas él mismo, se tumbó de nuevo y dirigió una cortante ojeada en torno a su cama. Quería plantar cara al espíritu cuando apareciera y no deseaba que le cogiera desprevenido porque se pondría nervioso.
Los caballeros del tipo poco ceremonioso, que se jactan de conocer bien la aguja de marear a cualquier hora del día o de la noche, expresan su amplia capacidad para la aventura diciendo que son buenos para cualquier cosa, desde jugar a «cara o cruz» hasta cometer un asesinato; entre estas dos actividades extremas, qué duda cabe, hay toda una amplia gama. Sin atreverme a decir otro tanto de Scrooge, no es equivocado pensar que estaba preparado para recibir una gran variedad de extrañas apariciones y que nada, desde un bebé hasta un rinoceronte, le habría cogido muy de sorpresa. Ahora bien, al estar preparado para casi todo, en modo alguno estaba preparado para nada. Por consiguiente, cuando la campana dio la una y no apareció ninguna forma, Scrooge fue presa de violentos temblores. Cinco minutos, diez, un cuarto de hora, una hora… y nada. Todo ese tiempo permaneció tendido encima de la cama, que se había convertido en origen y centro del resplandor de luz rojiza que había fluido sobre ella cuando el reloj proclamó la hora; al no ser más que luz resultaba más alarmante que una docena de fantasmas porque él era incapaz de adivinar su significación y su propósito. En algunos momentos, Scrooge temió hallarse en el momento culminante de un interesante caso de combustión espontánea, sin tener el consuelo de saberlo. Sin embargo, al final acabó pensando -como usted o yo hubiéramos pensado desde el principio, pues la persona que no está metida en el problema es quien mejor sabe lo que se debe hacer-, al final, como decía, acabó pensando que tal vez encontraría la fuente y el secreto de esta luz fantasmal en la habitación de al lado, donde parecía resplandecer. Cuando esta idea acaparó toda su mente, se levantó sin ruido y se deslizó en sus zapatillas hasta la puerta.
En el momento de asir la manilla de la puerta, una voz le llamó por su nombre y le ordenó entrar. Scrooge obedeció. Era su propio salón, sin duda alguna, pero había sufrido una transformación sorprendente. El techo y las paredes estaban tan cubiertos de vegetación Más

En Legítima Defensa. Presentación en Zaragoza

La Pantera Rossa lo cuenta muy bien en su página: “El jueves 18 de diciembre, a las 19:30 horas, presentamos En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis, una antología de poesía editada por Bartleby. Para ello contaremos con la participación de los poetas Manuel Rico, Ángel Guinda, Manuel Vilas, Manuel Martínez Forega, Alberto Tesán, Ángel Petisme y la actriz Laya Cabré (con los textos de Marta Navarro).” No puedo estar porque ando fuera de la ciudad. Quiero darle las gracias a Laya Cabré porque a través de ella mi poema “Nicotina en la voz” se podrá escuchar. Hala, tomad nota, gente del cierzo.
http://www.lapanterarossa.net/…/presentacion-de-en-legitima…

zaragozaGuinda

Viena, periódicos, partidos, fantasmas…

En Viena

Hay un periódico en Viena donde los fantasmas más rebeldes de la historia ofrecen sus servicios en extraños anuncios por palabras. Atormentados, prometen a los lectores termómetros cargados de felicidad y palabras con sabor a vainilla. Creen, son cosas de fantasmas, que si a cambio de sus cualificados servicios pronuncias sus nombres en voz alta, podrán resucitar y regresar a sus vidas. Pero no es así, casi nunca es así. A menudo, al leer en alto los anuncios, las vocales más azules se golpean unas con otras y avisan a los detectives de la muerte del intento de fuga. Enfurecidas por la deserción, los cónsules del miedo convierten las palabras en lagartijas hambrientas capaces de devorar las páginas del periódico y… a sus indefensos lectores.

Hay quien piensa que esto es un ardid organizado por un grupo de psiquiatras que sueñan con desenterrar a Freud y a Jung para organizar el más excitante combate de boxeo entre ambos. Los arquetipos se niegan a participar en el evento, pero el inconsciente quiere interpretarlo todo. Un grupo de economistas estudia poner en valor el espectáculo. Mientras, agudos empresarios especulan sobre cómo dividir en parcelas los sueños. La derecha privatiza la idea y se niega a costear el oxígeno a los genios en caso de necesidad. Y la izquierda, que no lo tiene claro, se divide en cien grupos diferentes, cuando algunos de ellos coinciden en algo se asustan y vuelven a dividirse. En un descuido, lectores indignados deciden quemar las páginas del periódico y con ellas todas las posibilidades de resucitar a los cadáveres exquisitos.

Al final, lo único que queda es un olor a lagartijas sobre la piel y un silencio de talco en la boca.

 

Texto de Marta Navarro. Leído en la Sala Nervi, en la Escuela de Teatro de Milán.

Fotografía de  ParkerHarrison

 

 

 

 

 

 

 

Anteriores Entradas antiguas

SubRED solidaria de Blogs en Internet, ¡UNETE!.

Anillo solidario

Entrenómadas en Flickr

Zaragoza Antitaurina 2013

Zaragoza Antitaurina 2013

Zaragoza Antitaurina 2013

Más fotos

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.313 seguidores

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.313 seguidores