Con la noche a cuestas

66538_125738270812614_100001293255270_121911_7769570_n

Para Asia, África y Ginebra

El diario de Lara

 

Con la noche a cuestas,
Lara y yo pensamos
en los oscuros días
que gastarán los calendarios.
Repletos de leyes taradas
y de sociedades puras
que muestran sin pudor
sus vómitos con pedigrí.
Una vez más Oriente
con su alambre fiel
sigue mordiéndonos
las pupilas.

Octavo día:
Seguimos caminando
con la noche a cuestas.

 

Del libro Ocho islas y un invierno»

 

Shakespeare y el concejal del PAR

Creo que Shakespeare para crear algunos de sus personajes se inspiró en gente del PAR, partido aragonés. Pero no penséis en el malvado e inteligente Ricardo III. No, se inspiró para personajes oscuros, cutres, avariciosos. De esos que amenazan, dan trabajo a cambio de favores, pero carecen de inteligencia alguna. En el ayuntamiento de Zaragoza el PAR desapareció en las últimas elecciones, pero en los pueblos, ay, en los pueblos siguen con sus mentiras, sus vaquillas, sus lenguas de ladrillo pestilente.  En Monzón, el concejal de festejos Javier Vilarrubí se ha ganado estos días el triste mérito de mentir, engañar, amenazar y despreciar los argumentos que se le ofrecen.  A mí me ha mentido, a cientos de personas ha mentido.  Un hombre que pide respeto y apuñala por la espalda.  El hombre que quiere imponer las vaquillas en Monzón después de décadas de no existir, el hombre que odia la cultura pero fomenta el maltrato. Un desastre de político, un irresponsable como persona. Igual William era aragonés y no inglés, estoy empezando a dudar…

 

Más información de lo que digo, pinchando aquí.

 

El estómago de las guerras

.

Niños de Gaza
Niños y niñas de Gaza

 

El estómago de las guerras

.
Nos obligaron a ser la lluvia
sobre las cabezas de los prisioneros,
a ser la niebla que arrancaba la luz
de los recién nacidos,
a ser el hambre que crujía
en el estómago de las guerras.
Pero lo único que queríamos
era ser la nieve acariciando el desierto,
el sol derramado
sobre la espalda del invierno,
el aroma del pan
en el vientre del trigo.

Éramos el mundo y alguien nos lo arrancó
de las manos
un día de oleaje oscuro.

 

Marta Navarro García

Las escritoras Rosa Montero y Soledad Puértolas desafían al concejal de festejos de Monzón

Muy cansada del concejal de festejos de Monzón, muy cansada estoy. Señor Vilarrubí, por favor, rectifique y publicamente le daré las gracias. Ha terminado el tiempo de las discusiones, acepte el reto de organizar unas fiestas sin maltrato.

Artículo publicado en El Caballo de Nietzsche, eldiario.es.

La polémica inclusión de vaquillas contraviene las ordenanzas y salta fronteras

Las escritoras Rosa Montero, Soledad Puértolas, Isabel Pisano, Marta Navarro García y Ruth Toledano, así como los representantes de las ONGs animalistas internacionales Fundación Franz Weber (Leonardo Anselmi), Libera! (Carlos López) y Plataforma Manos Rojas (Julio Ortega Fraile), se han dirigido al primer teniente de alcalde y concejal de Medio Ambiente y Festejos de Monzón, Javier Vilarrubí Llorens, del Partido Aragonés (PAR), desafiándole a que presente la dimisión si se demuestra por veterinarios y etólogos que las vaquillas sufren durante los espectáculos, como ya han puesto en evidencia los profesionales de AVATMA (Asociación de Veterinarios Abolicionistas de la Tauromaquia y del Maltrato Animal).

De esta manera, gente de la cultura y del movimiento animalista ha irrumpido en la polémica surgida recientemente en la capital del Cinca Medio tras conocerse la pretensión del citado concejal de programar vaquillas en las fiestas montisonenses en honor a San Mateo, que tendrán lugar en la semana del 21 de septiembre, a pesar de carecer de tradición y de contradecir de forma flagrante la ordenanza municipal aprobada hace apenas dos meses, que señala:

Pinchad aquí para seguir leyendo.

 

Houyhnhnms, los caballos de Swift, por Javier de Lucas

Os sugiero este maravilloso artículo de Javier de Lucas , catedrático de Filosofía del Derecho en el Instituto de Derechos Humanos de la Universitat de Valencia para El Caballo de Nietzsche.

Los viajes de Gulliver (1729) es, posiblemente, uno de los mejores libros de filosofía política que se hayan escrito jamás. Su autor, Jonathan Swift (1667-1745), además de un gran estilista de la lengua inglesa, es uno de los grandes maestros de la ironía y la sátira política, como lo prueban otras pequeñas joyas. Por ejemplo, Historia de una barrica (1704) o la imprescindible Una modesta proposición (1729). Swift, a lo largo de su obra, se revela un crítico implacable de la crueldad y los vicios de la especie humana, así como de la soberbia pretensión que olvida la animalidad del hombre, al tiempo que desvela la relatividad de las costumbres y las leyes, en línea con Montaigne o Montesquieu.

En el fondo, como se ha dicho, los de Gulliver son un trasunto de un viaje hacia dentro: de la visión <telescópica> del ser humano a la <microscópica>, del espejo deformado a la proyección invertida del mundo. Su hilo conductor es el mismo de otros escritores de la Utopía: la crítica antropológica, social y política del mundo en el que viven. Pero lo que me interesa aquí es su demolición del tópico del animal racional y también del ideal de civilización, que identifica con la sociedad inglesa de la época. Porque este libro de viajes es una metáfora tan lúcida como implacable del discurso monista, el que sirve de justificación al imperialismo y al colonialismo y se arroga la competencia para calificar de barbarie cualquier forma de diversidad cultural en sentido amplio. Es la historia del desmoronamiento de la presunción de quien se toma por master and commander del universo conocido en el XVIII (Gulliver es varón, inglés, médico y capitán de barco) y acabará por descubrir que los verdaderos atributos de la humanidad se encuentran en animales no humanos, los caballos.

Para seguir leyendo, pinchad aquí.

No manchéis de sangre la solidaridad

Mi artículo en El Caballo de Nietzsche.

La solidaridad es la emoción por la cual nos ponemos en el lugar del otro e intentamos que no sufra. Ser solidario es pensar que el prójimo eres tú. Por eso resulta desolador comprobar hasta qué punto degradan el espíritu de la solidaridad alcaldes y concejales de algunos municipios y, aún más triste, responsables de algunas organizaciones benéficas y sociales que coorganizan o son beneficiarias de festivales taurinos o becerradas. Estos espectáculos, además de carecer de sentido ético, fomentan el desprecio hacia los animales y la insolidaridad entre los ciudadanos, a los que se incita a disfrutar con el linchamiento de un ser vivo. Una peligrosa tela de araña donde el significado de la solidaridad queda atrapado hasta desangrarse. «Desde el arte de la tauromaquia vamos a cumplir una labor solidaria». Semejante oxímoron lo pronunció la alcaldesa de Ciudad Real. La labor solidaria, en este caso, consiste en recaudar fondos para el Banco de Alimentos. Esta unión alimentos-muerte de varios toros tendrá lugar el 17 de mayo. La agonizante tauromaquia, cuando no recibe transfusiones de dinero público para sobrevivir, busca otros espacios donde seguir existiendo.

Para seguir leyendo pinchad aquí, en eldiario.es.

San Francisco de Asís, Gramsci, sueños y Pasolini

Gramsci

Sueños raros. En la puerta de una granja está San Francisco de Asís. El santo forma parte de un equipo de investigación de Igualdad Animal. Hablamos un rato, me ofrece un té. Todo va bien hasta que aparece el ministro Cañete y aplasta a Asís con un bocadillo de chorizo, lo deja inconsciente. Entonces llega un poeta famoso hablando de solidaridad. Su boca es como una caja registradora, suelta palabras y recoge monedas al mismo tiempo. Al fondo, unos ojos oscuros nos observan. Es Gramsci, que sonríe y toma notas en un cuaderno rojo. Gramsci está en la cárcel, pero también en el mar. Un mar azul enrejado sólo para él. Tiene los pies mojados y un cabello oscuro y generoso poblado de barcos. “Tranquila”, me dice, “la próxima vez que vayas a Cagliari encontraras mi casa y podrás dejarme flores”. Nos interrumpe una voz esbelta que asoma entre ola y ola. Es la pantera Pasolini que recita “Poesía en forma de rosa” con acento de corsario. Esto es para vosotros, susurra, mientras enciende un cigarrillo.

Qué pena haberme despertado, ya me gustaría a mí soñar la segunda parte…

Pasolini gramsci ceniza

 

Anticapitalismo y veganismo

Igualdad Animal

Anticapitalismo- veganismo

No compro  zapatos o ropa vegana fabricada en India por niños esclavos. No comparto el veganismo que vive de espaldas a los seres humanos, me resulta contradictorio. Tampoco me interesa el anticapitalismo que no se ocupa de los animales. El especismo es política, decidir no formar parte de él, es, entre otras muchas cosas, no comer animales, y esto no es una cuestión personal, es una cuestión política. Alejar el sentimentalismo de la causa animalista es fundamental. No somos sólo gente sensible que sufre o lucha por los derechos de los animales, somos millones de personas en el mundo con una determinación política y muchos han pagado por ello. Asesinatos, detenciones, insultos, ninguneos, censura, juicios, burlas. Detesto el capitalismo, entre otras cosas porque soy vegana, y soy vegana porque entiendo que el capitalismo es una máquina de destrucción masiva para los seres humanos y animales, es decir, para todos los seres sintientes.

Hace décadas cuando comenzaba el ecologismo a tomar fuerza, quienes se preocupaban por el medio ambiente tomaban una opción política, no una opción personal. Pero seguramente al comienzo, muchos veían a los ecologistas como personas tiernas y sensibles, cuando lo que hacían era empujar la necesidad de incorporar la ecología a la política. Pues es lo que ocurre y ocurrirá con los derechos de los animales, la incorporación de sus derechos y el reconocimiento dentro de los partidos es un avance. Sigamos en ello.

 

Le Voci di Dentro, con Toni Servillo

le-voci-di-dentro-1

Tengo la suerte de poder disfrutar del trabajo de Toni Servillo (La grande bellezza) entre otros grandes actores de teatro. Le Voci di Dentro, obra de  Eduardo De Filippo.

Texto tomado de aquí.

Le Voci di Dentro (Voces desde el interior)

«Una fiesta para la vista y el oído que nadie se debe perder».

– PAUL GOIFFON, LA MARSEILLAISE

Las bajezas de la condición humana se suben al escenario de la mano del magnífico director e intérprete Toni Servillo, uno de los artistas más reverenciados de Italia y de toda Europa, que en el mes de mayo de 2014 regresa a Madrid con la obra neorrealista Le Voci di Dentro (Voces desde el interior). En un ejercicio teatral inteligente y sutil, Servillo aborda uno de los libretos más oscuros del dramaturgo transalpino Eduardo De Filippo. Arropado por más de una docena de grandes intérpretes, entre ellos, su hermano Peppe, Toni Servillo se desdobla aquí en los roles de director y actor protagonista. En una entrevista con la prensa italiana, el propio Servillo explicaba cómo «la obra habla de la ruina moral que siguió a la ruina material de la Italia de la posguerra». Viejos muebles, sillas y alfombras (que los protagonistas alquilan a menudo para fiestas religiosas con el fin de ganarse la vida) invaden la casa que Alberto y Carlos Saporito comparten con su tío Nicola. Alberto está convencido de que un terrible crimen ha sucedido entre sus vecinos: su amigo Aniello Amitrano ha sido asesinado y su cuerpo inerte ha sido escondido en la cocina de la familia Cimmaruta. En realidad, todo ha sido un sueño de Alberto, pero tan intenso que se convence a sí mismo de que se trata de un suceso real y avisa a la policía, que, obviamente, no hallará ni el más mínimo rastro del cuerpo. Alberto entiende, aunque demasiado tarde, que todo ha sido fruto de un mal sueño.

Le Voci di Dentro (Voces desde el interior) aterrizará en los Teatros del Canal de la Comunidad de Madrid abalada por el sello de calidad de tres grandes compañías de la escena europea: Piccolo Teatro di Milano – Teatro d’Europa, Teatro di Roma y Teatri Uniti di Napoli. Su estreno absoluto tuvo lugar el pasado mes de marzo en Marsella y, antes de su paso por Madrid de la mano del XXXI Festival de Otoño a Primavera, la obra podrá verse en octubre en el Festival Temporada Alta de Girona. El diario La Marseillase llegó a definir este montaje como «una fiesta para la vista y el oído que nadie debe perderse», mientras que otro tabloide, Il Sore 24 Ore, destacaba: «Pasado y presente se mezclan de forma natural en un tapiz de luces, largos silencios y muchas voces interiores que unen Milán y Nápoles en una obra de teatro neorrealista italiano que nunca pierde el ritmo, una pieza ambientada en el pasado, pero que habla del presente y se cuestiona el futuro».

 

 

www.piccoloteatro.org y www.teatriuniti.it