Ralladuras propias. Diurnas y nocturnas

A veces sueño que no sueño. Y así, entre sueño y no sueño, vivo o, mejor dicho, duermo que no es lo mismo pero… To dream or not to dream. Stop here, sweet sheep, nice lamb.

Mide lo que dices, no sea que tu lengua te arrebate el púlpito, las palabras y el pastel de fresa.

No me seas King Kong, please…

Anuncios

4 thoughts on “Ralladuras propias. Diurnas y nocturnas

  1. Cómo me gusta la segunda foto y tu frase. Ay, qué gran verdad ese sangrante pastel de fresa arrebatado por las palabras… y qué ganas de seguir sin hacer caso a ese sabio consejo. No medir es pasar el filo de la lengua por el de un cuchillo. La vida sin filos no sería lo mismo.
    Kisses.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s