De puertas, sueños y realidades

dreams-and-reality

DREAMS OR REALITY

Ayer pasé un rato estupendo charrando con Patricia Esteban y Alfredo Moreno.  La conversación me alejó de la realidad, bastante dura al comprobar unas horas antes el número de animales abandonados que después de las fiestas de Navidad malviven en cunetas, en caminos o en parques invernales.

Hablamos de cine, de literatura, de historias, de vida, de obsesiones y de Edgar Allan Poe.  Durante un rato me alejé de la realidad y sucumbí a las palabras, sarcasmos incluidos, de estos  brillantes compas.

Y supongo que eso es lo que hay que hacer para seguir adelante en tantas ocasiones. Abrir la puerta de la imaginación, de los sueños y perderse un rato para después, cuando los pulmones están llenos de nubes y nieve, volver al alquitrán de la realidad y darle patadas a las cosas que lo merecen.
La imaginación se llama fútbol, cine, música, ropa, compras, risas, libros, fetiches y tantas otras cosas.

A ver, ¿qué puerta atravesáis vosotr@s con más frecuencia?


14 respuestas a “De puertas, sueños y realidades

  1. Ratos tan estupendos como el de ayer sirven para evadirse de casi todo: un lujazo para mí dos talentos tan grandes para mí solo…
    Y en cuanto a las puertas, yo suelo entrar por una y salir por la otra, indistintamente. Así me va…
    Besos.

  2. Me temo que desde hace un tiempo la de la realidad está abierta de par en par y provoca una corriente de aire tan fuerte que me absorbe.
    Eso sí, cuando no se da cuenta, cruzo la de los sueños. Ya sabes: viniendo aquí, cogiendo un libro, escuchando las historietas de mis niños….y me lleno de aire. La próxima vez me traeré también nubes y nieve, que suena tentador…
    Kisikos.

  3. Mi puerta está abierta a la realidad,no queda otro remedio,pero la suelo atravesar como Alicia ,y soñar es gratuito y gratificate ,por eso la atravieso de vez en cuando.
    Besicos.

  4. Con gusto atravesaría la puerta de los sueños y me quedaría allí permanentemente, por desgracia las fuerzas ocultas tras la puerta de la realidad no me dejan.
    Un abrazo.

  5. Pues me gusta abrir las puertas que se me ofrecen entreabiertas y disfrutar allí de lo que haya. “donde hay vino bebo vino, donde no hay vino agua fresca” Un beso enorme

  6. Marta ,lo tuyo es poder de convocatoria,haces una pregunta y,,ala ,todos a la piscina y el chapuzón entre los comentarios es de lo más reconfortante.Besitos

  7. Yo transito ambas… muy fructíferamente… Mi trabajo me condena a unas dosis altísimas diarias de realidad… así que la manera de hacer sitio para el día siguiente es la imaginación… Así que feliz… y aunque a veces mis amigos me recuerdan que los zapatos de plomo hacen su papel… yo soy de “altos vuelos”… solo así se ve mejor la realidad…

  8. Las dos puertas sois Alfredo y tú, Marta, si abro la primera aparezco en Manhattan, huyendo de un arrozal y de una mujer que traiciona. La puerta dos es un mirador a una playa blanca y azul, Sicilia, en el mejor de los inviernos. Vivan las puertas que te llevan a alguna parte y gracias a los dos, muchas gracias por la charla y las risas. Patro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s