Una de Battiato para días de descanso

Al llegar a casa me he encontrado con este regalo en forma de correo. Lo comparto con vosotr@s. Estoy segura de que le gustará a Carla. Un amigo y compa de trabajo a veces cambia la letra para hacerme enfadar, pero sólo consigue que me ría. Lo de las gafas, quienes nos conocen tanto a Julia como a mi saben que es verdad. A Capitán Larraz le gusta eso de «Cuantas estúpidas gallinas se pelean para nada». Pues sí, es verdad, esta letra resulta después de todo muy actual.

.

Mister Tamnburino

Mister Tamburino yo no quiero bromear, (aquí mi amigo dice Mister Navarro)
pongámonos la camiseta, los tiempos cambiarán.
Somos hijos de la estrella
y biznietos de su majestad el dinero.
Por fortuna, mi racismo no me deja ver
los programas demenciales con tribuna electoral.
Aunque llevéis perfumes y desodorantes
sois arenas movedizas, siempre hacia abajo.
Hay quien se pone unas gafas de sol, ( una maldad hacia Nuria y hacía mí)
por tener más carisma y sintomático misterio.
Cuánta escuálida figura que atraviesa el país
y qué mísera es la vida con abusos de poder.
En el puerto ondea la bandera blanca,
en el puerto ondea la bandera blanca.
Sul ponte sventola bandiera bianca
sul ponte sventola bandiera bianca
Yo prefiero la ensalada a Beethoven y Sinatra, a Vivaldi,
uvas pasas que me dan más calorías.
Qué difícil es quedarse quieto, indiferente,
mientras todo entorno hace ruido.
En esta época de locos nos faltaban
los idiotas del horror.
He oído los disparos en una vía del centro.
Cuántas estúpidas gallinas se pelean para nada.
Mínima inmoralidad, mínima inmoralidad.
Sumergidos sobre todo en basuras musicales.
En el puerto ondea la bandera blanca
en el puerto ondea la bandera blanca.
Sul ponte sventola bandiera bianca
sul ponte sventola bandiera bianca

Letra y música de Franco Battiato

. Letra