¿Cuándo empiezan los prejuicios?

¿Cuándo empiezan los prejuicios?, ¿cuándo toma forma el miedo al otro, los gestos de humillación, el racismo, la xenofobia, la violencia cotidiana o la puntual, la que nos deja dolidos frente al televisor?, ¿cuándo?

.
amigosninos.jpg

.

No hay racismo en estos niñ@s, el mundo no está dividido para ell@s, es un juego en el que más tarde aprenden reglas difíciles de digerir, absurdas, inmorales, repugnantes o todo lo contrario, solidarias, generosas, sin prejuicios.

07-11-09xenofobia.jpg

Armadillo: mamífero de duro caparazón, se caracteriza por poseer un escudo de placas óseas cubiertas de piel córnea y una lengua extraordinariamente larga, más que su cabeza y cuerpo. Carece de dientes pero se valen de poderosos músculos y pequeños guijarros de su estómago para triturar sus alimentos.

Racismo: Exacerbación del sentido racial de un grupo étnico, especialmente cuando convive con otro u otros.

Xenofobia: Odio, repugnancia u hostilidad hacia los extranjeros.

Nos gusta cómo Eneko representa al racista o al xenófobo: con un armadillo dentro de la cabeza, un caparazón que le impide ver el mundo, respirarlo, disfrutarlo. Ese caparazón es como el racismo, como el monstruo de la xenofobia.

NO AL RACISMO Y NO A LA XENOFOBIA!!!

About these ads

9 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. malvisto
    ene 16, 2008 @ 00:41:26

    Marta querida: es que precisamente lo que deberia, supuestamente, elevarnos de todos los seres, incluida la tierra nos arrastra, nos traiciona. Esos niños no razonan, no piensan: solo juegan, solo se abren. ¿DE dónde vienen los prejuicios? Tal vez de la falta del juego….

    Y ahora mira lo que me encuentro. ¿Cómo te va esta idea?
    «Debemos convertir la idea de Dios en algo menos personal y hacer de la Tierra algo más personal». Y eso empezando… te dejo el link. Besos,

    http://filousia.wordpress.com/2008/01/08/flotando-a-una-pulgada-del-suelo/#comment-385

    Oye, me da envidia el título del libro: exquisito…. :)

    Responder

  2. Minerva
    ene 16, 2008 @ 02:17:38

    Los niños se asombran con lo distinto y lo nuevo no lo temen.

    Responder

  3. Magda
    ene 16, 2008 @ 03:38:39

    Creo que todo lo que va conformando al ser humano en su crecimiento (educación, cultura, afectos, visiones, etc.), lo forman. La infancia es el estado inocente, cuando se va descubriendo el mundo y todo es asombro y alegría, sin pre-juicios. Estos juicios anticipados llegan con el tiempo, mientras el ser humano va creciendo y va adquiriendo lo que nosotros, los adultos, les vamos dando y mostrando.

    Que pena que exista todo esto, el mundo sería tan diferente si siempre fueramos como son los niños…

    Responder

  4. 39escalones
    ene 16, 2008 @ 11:02:11

    Creo que fisiológicamente todo se fundamenta en la actividad cerebral. El ser humano, contra lo que se suele creer, no toma decisiones racionales, sino emocionales. Es decir, que funciona con predicciones, expectativas, no razonadas, sino impulsivas. Si durante siglos se han inoculado en la mente del hombre dogmas como las herejías, el paganismo, la superioridad cultural, racial, étnica, religiosa, etc., fisiológicamente eso ha calado. Es como el genoma, pero en sentido abstracto. Eso significa que el cerebro establece predicciones en función de la memoria de expectativas cumplidas o no que su cerebro tiene registradas y que a su vez es herencia cultural y social de sus antepasados.. Eso da pie a comportamientos o ideas irracionales como el racismo o la xenofobia, que pese a ser completamente irracionales y absurdas, siguen existiendo. Y eso explica por qué los niños (como mi sobrina, hispanoperuana, que juega en el colegio con decenas de niños de decenas de lugares diferentes, y que su mejor amigo es un niño rumano) no desarrollan esos prejuicios. Al menos, hasta que crecen y toda esa memoria de predicciones y expectativas que todos poseemos les es inoculada a través de la educación estructurada, que al estar creada por los hombres contribuye a transimitir, aunque no quiera, esa misma memoria de hostilidades, prejuicios, temores atávicos, miedos ancestrales a lo diferente, que el ser humano posee desde que su supervivencia pendía de sus instintos. Sólo que, en la actualidad, a eso se añade la deshumanización y la indiferencia sociales, que poco a poco nos convierte en criaturas aisladas y que utilizan los prejuicios como mecanismo de defensa, no ya de una colectividad racial o étnica, sino personal.
    El argumento no es una justificación ni quitar hierro a tema tan grave, sino un intento de plasmación de que el ser humano no es tan listo como cree soberbiamente, y que para combatir esa memoria cerebral necesita de todo su intelecto, constancia y sobre todo, reformular las reglas mediante las que estructura su vida. Esa memoria, esas predicciones, esas expectativas negativas frente a lo distinto son el armadillo de Eneko.
    Me uno a vuestro grito.

    Besos

    Responder

  5. Desesperada
    ene 16, 2008 @ 16:23:25

    me gusta esta reflexión y este dibujo. es cierto, los niños nacen libres, somos nosotros quienes los llenamos de cadenas…

    Responder

  6. alba
    ene 16, 2008 @ 17:47:52

    Suscribo a Alfredo, siempre trato de no caer en prejuicios, trato de conocer a las personas sin embargo a veces se descuida uno, etiquetas a alguien de repente esa persona dice o hace algo entonces te das cuenta que no es quién pensabas, has cometido un error, lo lamentas y tratas de ver a la persona. Nos gusta clasificar, como si fueramos cosas o números, empezamos por lo más obvio, discapacidades, piel, sexo, preferencias sexuales, clase social(se aplica para cualquiera, si no es de mi medio entonces no lo acepto), dinero(si no tengo no acepto al que tiene y viceversa), ideas políticas, cultura, educación, edad en fin es cuento de no acabar, por esto cada vez estamos más solos, no es de extrañar las guerras. Me acaba de pasar algo que es una tontería en comparacíon a asuntos más graves pero es un ejemplo de como no aceptamos las diferencias, por mi blog de poesía una persona me contacta, para mí no es problema es un gusto compartir lecturas entonces me pregunta mi edad, la cual nunca ha sido un problema o eso creía, podemos ser muy ingenuos, en ese momento se da cuenta de mi fecha de caducidad como bien dice Sonia(la de los hombres tiene más duración aunque también llega), no importa nada más quedé reducida a un número motivo por el cual inmediatamente fui deshechada, uno se da cuenta de lo cerrados que somos si por algo que a todos nos sucede por el simple hecho de existir imaginemos lo que sucede por otro tipo de diferencias, Alfredo tiene razón es difícil eliminar al armadillo que traemos adentro sin embargo no nos demos por vencidos e intentemoslo.
    Besos

    Responder

  7. Valentín
    ene 17, 2008 @ 10:00:17

    Los prejuicios se vuelven contra el que los practica. El miedo o la desconfianza al diferente convierte a aquellos que los ejercitan en personas guiadas por un odio visceral e irracional, que acaba por amargar su vida y la de aquellos que les rodean.
    Besos

    Responder

  8. migramundo
    ene 17, 2008 @ 21:57:49

    Si tuviésemos dos vidas (la propia y otra que viviríamos en la piel de los demás) quizá nos viésemos y les viésemos de otro modo. Como no las tenemos, deberíamos hacer lo posible por imaginárnoslas y obrar en consecuencia. Besos.

    Responder

  9. vlado
    sep 09, 2008 @ 20:57:41

    creo que los prejuicios los introyecta el niño a manera de esqumas desde que nace hasta aproximadamente los 8 o 9 años; sobre todo, desde los 6 a los 10 aprox -etapa de latencia según freud- es cuando el niño asume responsabilidades y comienza a darse cuenta que el mundo tiene ciertas “reglas” que debe cumplir, las cuales se le imponen sin que el quiera y son necesarias cumplirlas para la aceptación social. Ahora, creo que es importante señalar las ideas irracionales que ya por generaciones culturales traemos arraigadas casi casi hasta en los genes podria decir.. y que somos los adultos quienes nos encargamos de seguir depositando esas semillitas negras en nuestros niños. Inclusive en muchas ocasiones esto lo hacemos de manera inconciente al no considerar al niño como ser pensante. Existe una forma de abuso infantil -muy inconciente- entre nosotros los adultos que me atrevería a llamarlo ADULTISMO; y no es otra cosa que la idea irracional que tenemos de conceptualizar a los niños como seres que no piensan, que no razonan, que no sienten. Este es un hecho en muchas culturas del mundo y desgraciadamente ni siquiera lo tenemos presente. Algunas pruebas de esto son el pobre progreso -hasta hace apenas algunos años- de la psicología infantil, la depresión infantil se tomó en cuenta hasta apenas 1986, un niño y preadolescente no es parte de una sociedad LEGALMENTE sino hasta los 18 años -aqui en mexico- ..existe un solo psiquiátrico infantil en méxico ya que se creía que los niños no presentan trastornos de ningun tipo, ni siquiera emocionales ..pues claro! los niños no sienten!.. y es tan obvio ver dichos comportamiento sen la sociedad cuando una madre llega a saludar a la vecina que trae de la mano a miguelito de 5 años al cual pasa desapercibido y no saluda. Los padres que discuten frente a juanita de 6 años a quien no les interesa pues ES SOLO UNA NIÑA y no sabe de la vida.. en fín, creo que debemos comenzar por desarraigar ese ADULTISMO en la sociedad y comenzar a pedir la opinión de los mismos pequeños para llegar a acuerdos mas factibles.

    Responder

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

SubRED solidaria de Blogs en Internet, ¡UNETE!.

Anillo solidario

Entrenómadas en Flickr

Zaragoza Antitaurina 2013

Zaragoza Antitaurina 2013

Zaragoza Antitaurina 2013

Más fotos

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 630 seguidores

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 630 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: